San Juan

Ornella Gervasoni, la judoca sanjuanina que sueña con llegar a los Juegos Olímpicos

Con tan solo 15 años, consiguió una presea en el campeonato Sudamericano de Judo y ahora se prepara para un futuro que promete.
martes, 13 de agosto de 2019 · 19:46

La sanjuanina Ornella Gervasoni, con sus 15 años, sigue marcando récords para el judo sanjuanino. Tras conseguir la medalla de crobce en el Campeonato Sudamericano de Judo Cadetes Sub 17,o en la ciudad de Santiago de Cali, Colombia, la judoca, sueña en grande.

Ella cuenta sobre esta experiencia tan importante, puesto que es el primer año que ingresa a la categoría Cadetes y en consecuencia, por primera vez puede empezar a ser tenida en cuenta para ingresar al ranking mundial. En esta temporada, apenas ha dejado de ser Infantil y ha comenzado a luchar en esta categoría donde le tocó enfrentar a chicas que ya están pasando a ser Juniors, con 17 años de edad.

Al luchar en los Panamericanos, en su debut cayó ante la ecuatoriana Debby Pacheco; luego de ese enfrentamiento, se enteró de que su rival fue dos veces campeona panamericana y campeona en los Juegos Olímpicos de la Juventud. Aun así, no fue suficiente saber el nivel de su rival y se sintió muy golpeada y desanimada; el llanto posterior exteriorizaba la sensación de frustración que tenía. Fue el momento en que sus padres, que la acompañaron, trataron de hacerle comprender que todas eran experiencias para ella, que eran situaciones de aprendizaje, más aun teniendo en cuenta su edad.

Ornella, debió esperar hasta el día domingo para tener su revancha, ya dentro del Torneo Sudamericano. Tuvo una derrota ante una luchadora colombiana, pero llegó a instancias de semifinales para quedarse con la medalla de bronce, dejando en el camino a una rival ecuatoriana que había finalizado en el tercer lugar en el Panamericano.

Gervasoni descubrió que acaba de entrar en un mundo sumamente competitivo que no perdona errores. La alegría por traer una medalla a San Juan es inmensa, pues ella es la integrante más joven de la selección argentina que compitió. Ya tiene en su cabeza retornar a San Juan y charlar con el profesor Luis Meritello a fin de continuar mejorando técnicamente.

“Fue muy buena experiencia luchar con chicas de gran nivel. Pasar de infantil a cadete que son chicas rankeadas mundialmente. Van a dejar todo, es ir a matarte. Es una muy linda experiencia. Ahora tengo el Campeonato Nacional el 11 de octubre y de ahí iré a Buenos Aires a entrenar y planear el calendario para el año que viene”, contó la deportista.

“En mi carrera fue todo muy rápido. Haber ganad bastantes cosas y que me vaya bien me ha puesto bastante feliz”, reconoció Ornella.

La judoca, contó cómo son sus rutinas de entrenamiento para mantenerse en el mejor nivel. “En la mañana entreno con mi papá, en la siesta siempre gimnasio y en la noche judo o salimos a correr, depende de acuerdo a las competencias”, comentó.

“Si se sueña con un juego olímpico pero yo siempre voy poco a poco. Primero quiero ganar un sudamericano, panamericano y ahí recién a un mundial a una olimpiada”, señaló la joven.

Consultada sobre si Paula Pareto, una de las judocas más importantes de la Argentina, es la imagen a seguir, Ornella, dijo que “eso varía en cada judoca que le gusta más Paula o no por el estilo de lucha. Depende, pero si, es admirable todo lo que ha hecho y como le ha ido en su carrera”.

Los planes inmediatos para la luchadora, son continuar entrenando en el CENARD junto a un entrenador francés que está en nuestro país y eligió a las 18 mejores judocas a nivel nacional para trabajos de perfeccionamiento; cabe destacar que en ese grupo, además de Ornella, se encuentra Paula Paretto.

El 4 de agosto estará compitiendo en el Torneo del Centro de la República; que otorga puntaje para el Panamericano 2020. También recibió invitación para participar de un torneo en San Pablo, Brasil, el 20 de septiembre, donde –además- hará trabajos de perfeccionamiento. Posteriormente será el turno del Campeonato Argentino en el litoral del país.

Ornella Gervasoni, una sanjuanina que ya empieza a hacer realidad sus sueños.