EN CORDOBA

Ladrón despiadado se metió a una casa y el dueño le pegó un tiro

Uno de los ladrones murió en manos del hombre de 75 años, mientras que el otro se fugó.
miércoles, 16 de agosto de 2023 · 08:06

Un dramático suceso de inseguridad ha conmocionado a la comunidad de Anisacate, en la provincia de Córdoba. Dos individuos ingresaron de manera violenta en la vivienda de un hombre de 75 años, resultando en la fatalidad de uno de ellos tras recibir un disparo en el ojo por parte del dueño de la casa.

El incidente tuvo lugar el pasado lunes por la noche. Según los informes proporcionados por la Policía local, el otro perpetrador logró escapar y actualmente se encuentra prófugo. En relación al propietario de la residencia, permanece en libertad pero bajo custodia policial.

La víctima del robo ha sido identificada como Juan López, de 75 años, quien padece de limitaciones en su movilidad y problemas respiratorios. López ejerció como instructor de tiro durante varios años, por lo que estaba habilitado para portar armas. Al ser alertado sobre la intrusión de los delincuentes en su hogar, tomó su arma y disparó a uno de ellos en la cara, causándole heridas graves. El otro asaltante logró huir.

En una entrevista con Cadena 3, López compartió su experiencia, revelando que escuchó desde una ventana las amenazas de los delincuentes: "Viejo, quédate quieto y tranquilo o te lastimaremos". Acto seguido, se movilizó velozmente en su silla de ruedas eléctrica, agarró su arma y disparó.

"Fui en busca del arma de defensa, vi al joven que me había amenazado saltando por la ventana con un rifle en mano. Apenas cayó al otro lado de la ventana, no pensé en absoluto, ya que esa acción tomó apenas un segundo, y disparé", relató López. Luego añadió: "Disparé sin pensarlo. Abrí una puerta y vi a otro individuo en una moto. Disparé algunos tiros al aire y la moto se alejó".

El delincuente abatido por el ex instructor de tiro fue identificado como Ezequiel "Pikito" Juárez, de 34 años. Fue trasladado al Hospital Illia de Alta Gracia y posteriormente derivado al Hospital Córdoba. En este último centro médico, fue inducido en un coma farmacológico hasta el mediodía de hoy, cuando los médicos confirmaron su fallecimiento.

Por otro lado, la fiscalía de Alta Gracia, bajo la dirección de Alejandro Peralta Ottonello, está evaluando la situación del hombre asaltado. Hasta el momento, no se le ha imputado ningún cargo y permanece en su hogar bajo custodia policial.