LA BEBIDA

Una persecución de película para atrapar a un violento motochorro

Mario Jonathan Gonzalez y un cómplice que se fugó, atacaron a golpes a un ciclista para robarle un celular. Con la Policía atrás, perdió el control de la moto pero se levantó y siguió. Hasta le dispararon con balas de goma.
sábado, 24 de agosto de 2019 · 13:34

Alrededor de las 22 de este viernes un ciclista circulaba por calle Sarmiento a la altura de calle Morón en La Bebida, Rivadavia, cuando fue interceptado por dos sujetos en una moto 110 cc. Se pusieron a la par y cobardemente lo golpearon por la espalda con un casco. La víctima cayó al suelo y lo siguieron castigando físicamente, hasta robarle un teléfono celular. Se dieron a la fuga.

Dos mujeres vieron el hecho y fueron en auxilio del ciclista caído. Además llamaron al 911 para dar el alerta. El requerimiento fue oído por personal de comisaría 34°, de La Bebida. Así comenzó el rastrillaje de la zona. Observaron a dos sujetos en moto que salieron de un descampado de calle Morón y Comercio. Cuando los sospechosos advirtieron la presencia policial, intentaron escapar. 

Al poco andar, el acompañante se bajó de la moto y salió corriendo en otra dirección, por lo que los uniformados optaron por perseguir al motochorro, logrando interceptarlo luego de varias cuadras a la altura de calle Morón y Yornet. Debido a una mala maniobra, el delincuente perdió la estabilidad del rodado e impactó el patrullero con su pie en el espejo delantero derecho.

Los policías descendieron de la patrulla para aprehenderlo pero el caco volvió a emprender la fuga en la moto. Por eso le disparon balas de goma que impactan en su pantorilla derecha.

Aún así, el sujeto continuó su escape e ingresó con la moto a un domicilio en el Lote Hogar 34. Ante la resistencia del propietario, fue aprehendido en el interior de la cocina de la vivienda por el personal policial que lo perseguía.

El sujeto detenido fue identificado como Mario Jonathan Gonzalez. Quedó imputado provisoriamente por el delito de robo y violación de domicilio en concurso real. Ahora tendrá que afrontar a la Justicia de Flagrancia.
 


 

Galería de fotos